Playa Quemada

Playa Quemada
Restaurantes Telefonos
Longitud: 310 m Anchura media: 10 m Grado ocupación: Medio Tipo arena: Negra Condiciones: Ventosa Composición: Grava

Situado en el municipio de Yaiza, en el pequeño pueblo marinero Playa Quemada. Es utilizada por los lugareños y por los amantes de la pesca con una caña y resulta prácticamente desconocida para los turistas.

Las condiciones meteorológicas inmejorables,  intenso sol y escaso viento; y la poca afluencia de público la convierten en un lugar perfecto para el descanso y el juego. El Monumento Natural de Los Ajaches protege a las playas de la zona del intenso viento y las calas las otorgan un plus de tranquilidad y sosiego.

La razón de su denominación está en el color negro arena, formadas por arena, grava y piedras procedentes de las erupciones volcánicas del siglo XVIII, que se presentan ante el viajero como un territorio de auténtica fantasía diseñado por la fuerza de la naturaleza.

Un poco más al sur se encuentra la playa de la Arena a la que se puede acceder a pie, pero con la pleamar debemos franquear una pequeña cota montañosa y descender por las antiguas veredas de cabras tan frecuentes en este espacio natural protegido, Los Ajaches.

Que hacer

Muchos de los bañistas han llegado a esta playa por un espectacular sendero que atraviesa Los Ajaches, saliendo desde el pueblo de femés: Playa quemada por el Camino de Pozo.

Dónde comer 

Aunque estamos ante un pueblo muy pequeño, existen algunos restaurantes en sus alrededores donde se puede comer, y muy bien, ya que ofrecen el pescado fresco que han capturado ese mismo día los hombres del pueblo que se dedican al mar. Además, ofrecen algunos de los platos emblemáticos de la cocina tradicional de Lanzarote.

Cómo llegar

Para llegar a Playa Quemada hay que tomar la carretera LZ-2 en dirección a Yaiza, el municipio al que pertenece el pueblo, hasta alcanzar la desviación LZ-706, la cual conduce hasta Playa Quemada. Enseguida sabrás si has llegado al destino por el color negruzco de la arena y la tierra del entorno de este pueblo marinero que sufrió directamente las erupciones volcánicas registradas en la isla en el siglo XVIII. Un paisaje único para disfrutar de la tranquilidad de un pueblecito pesquero y su precioso paisaje volcánico.



Blog: Lo más leído