Deportes autoctónos de Lanzarote

Deportes autoctónos de Lanzarote
15-01-2019

La mayor parte de las manifestaciones culturales de cualquier pueblo están vinculadas a los deportes autóctonos.

La mayor parte de las manifestaciones culturales de cualquier pueblo están vinculadas a los deportes autóctonos.

También es así en Lanzarote, destacando, sobre todo, la Lucha Canaria, una modalidad que estuvo presente como deporte de exhibición en los Juegos Olimpicos de Barcelona en 1.992, y cuyo origen se remonta a la población aborigen.

La Vela Latina, o competición de barquillos de litoral, cuenta con gran número de seguidores, dados los estrechos vínculos que hay entre la población y el mar. Otros deportes, como el Juego del Palo, también de origen prehispánico, o la Pelotamano son característicos y permiten comprender mejor la forma de ser de los lanzaroteños.

Lucha Canaria en Lanzarote

Lucha Canaria en Lanzarote

Este deporte tradicional es una actividad de oposición entre dos luchadores quienes intentan, a partir de un agarre establecido (en la actualidad, la mano izquierda a la bocapierna derecha del pantalón del adversario y la mano derecha a la arena) el desequilibrio del contrario, para que apoye en el suelo alguna parte de su cuerpo que no sea la planta de los pies.

La lucha se desarrolla dentro de un círculo, que es de arena denominado "terrero", cuyos dos círculos céntricos tienen unas dimensiones mínimas que han de ser de 16 y 18 metros de diámetro respectivamente. En él, dos luchadores se enfrentan agarrados intentando derribarse.

Lanzarote ha sido cuna de grandes luchadores, destacando especialmente los pueblos de Tías y Uga.

En la actualidad la Lucha Canaria está plenamente asentada en toda en la isla, teniendo un mayor número de seguidores en las zonas rurales. Se han hecho inversiones considerables en cuanto a la construcción de infraestructuras para la práctica de este deporte, a la vez que muchas entidades privadas hacen de patrocinadores. Existen federaciones Regional e Insulares que se encargan de organizar una liga reglada de Lucha Canaria

La lucha canaria esta teniendo una gran proyección internacional, continuadora de la iniciada por los emigrantes canarios en Cuba, Argentina, Uruguay, Venezuela y Sáhara Español, a través de enfrentamientos con otras luchas tradicionales como la lucha leonesa, la lucha suiza, el sirum coreano, la lucha senegalesa, la lucha glima o la lucha bretona, así como de la participación en los Encuentros de Luchas Celtas y en la Olimpiada Cultural de Barcelona 92.

Palo Canario en Lanzarote

Palo Canario en Lanzarote

Esta práctica lúdica tradicional es un enfrentamiento de dos jugadores con palos que manejan con las manos. Puede ser definida como una esgrima de bastones de diferentes tamaños y agarres (palo chico, vara, lata y garrote), cuyo fundamento se basa en la realización de técnicas de ataque, de forma controlada, que son defendidas por el otro jugador.

El enfrentamiento con palos fue una práctica común entre los aborígenes canarios y su origen habría que situarlo en la actividad bélica o el entrenamiento para la misma.

La tradición oral se ha encargado de conservar y transmitir datos y noticias que han hecho posible recabar más información sobre épocas recientes donde el palo es utilizado como defensa, manejo de los animales o útil en las labores de pastoreo.

Actualmente en las islas Canarias se práctican tres tipos de juego, que se diferencian por el tamaño del palo, existiendo dentro dede éstos hay varios Estilos.

Lanzarote, es la única isla que tiene estilo propio. Se utiliza en la modalidad de palo medio (no más alto que la barbilla, ni más bajo que la cintura). Ha estado en serio peligro de desaparición aunque actualmente su situación es sólida gracias a la decidida intervención del Cabildo Insular de la isla. Su Maestro más antiguo conocido el José Mª Feo Barreto de la localidad de Haría. En estos momentos su Maestro es D. Cristín Feo. 

El Juego se caracteriza por un agarre por la parte más gruesa del palo, cuando se ase distalmente. Predomina el Juego Corto y Agachado (con técnicas iniciadas desde abajo). Es habitual el Atajado Pleno (defensas de bloqueo del palo contrario), aunque algunas de las técnicas más características son Desvíos (Esquiva y desplazamiento del palo contrario en el sentido de su trayectoria inicial).

Es el único Juego canario de Ataque - Atajado - Contra (se ataca una sola vez, esperando siempre una respuesta inmediata, para defender y volver a atacar).

Bola canaria en Lanzarote

Bola canaria en Lanzarote

La bola canaria es un juego de lanzamiento de precisión perteneciente a la familia de los de bochas, que, básicamente, consiste en lanzar un determinado número de bolas en dirección a otra bolita más pequeña, con la intención de dejar lo más cerca posible el mayor número de las del equipo que se pueda.

Lanzarote esta reconocido como el centro más importante en la práctica del juego de la bola, por lo que también se denomina a esta modalidad bolas conejeras. Se piensa que desde aquí, pudo difundirse a otras islas como Tenerife y Gran Canaria con las emigraciones de lanzaroteños de finales del siglo XIX y principios del siglo XX, para la construcción de los puertos de ambas capitales.

El material de las bolas ha evolucionado con el paso del tiempo, teniéndose constancia de la utilización de bolas de piedra, madera y, en los últimos tiempos, de pasta.

El boliche, que solía ser de madera, aunque actualmente es de pasta o de acero, recibe el nombre de miche o mingue.

Levantamiento de arado en Lanzarote

Levantamiento de arado en Lanzarote

La levantada de arado, en las Islas Canarias se puede considerar tanto una prueba fisica como una actividad deportiva, donde se unen la fuerza, la habilidad y la maña convinadas con una concentracion mental.

Con la ayuda de los brazos, se eleva un arado, situando el agarre en el extremo opuesto a la reja, desde el suelo hasta la vertical, donde se mantiene en equilibrio, para, posteriormente, descenderlo de forma controlada hasta la horizontal, donde se realizará con él un giro de 360º antes de depositarlo en el suelo.

Esta modalidad es relativamente reciente. Todos los datos apuntan a que comenzo a practicarse por la raya de Telde, hacia el sureste de Gran Canaria, a principios del presente siglo. Al ser una actividad tan reciente no esta tan extendida como por ejemplo la Lucha Canaria, pero la levantada de arado se practica en Gran Canaria, Tenerife y mas recientemente en Fuerteventura y Lanzarote.

Salto del pastor en Lanzarote

Salto del pastor en Lanzarote

El salto del pastor es una práctica tradicional de las Islas Canarias. Consiste en usar el bastón (llamado "lata", en Lanzarote) que el cabrero o pastor canario ha utilizado para ayudarse a caminar. En la actualidad se mantiene la técnica y el entorno natural donde se ha desarrollado: la lata se apoya en un punto inferior y el pastor desciende por ella.

La lata, de unos 2,5 - 3 m, tiene en el extremo más grueso, que es el que se apoya en el suelo, un regatón o pieza de metal que termina en punta.

Habitualmente ha sido asociado con las Canarias Occidentales debido a que Lanzarote es junto a Fuerteventura una las Islas menos accidentadas de Canarias. No obstante, la zona Norte fue el escenario para su práctica, donde los pastores del Risco de Famara, usaban su lata para seguir el ganado superando los desniveles.

Pelotamano en Lanzarote

Pelotamano en Lanzarote

La pelotamano es un juego deportivo tradicional de cooperación-oposición practicado actualmente en la isla de Lanzarote, donde ha conservado las antiguas formas de los juegos de pelota, y del que se tienen referencias en otras islas como Fuerteventura, La Palma y Gran Canaria.

La primera noticia sobre la práctica del juego de la pelota en Canarias data de 1616. Navarro Adelantado (1989) sitúa su origen en los conquistadores normandos que llegaron en el siglo XV a la isla conejera, pues ya el “jeu de paume” o juego largo era altamente popular durante esta época en toda Europa, y en los posteriores colonizadores castellanos. Por el contrario, Hernández Auta (1989) se decanta por una doble vía de introducción: la normanda o la castellana, aunque le parece más probable esta segunda dada la mayor presencia de éstos.

En esta actividad participan dos equipos de cinco jugadores cada uno, aunque, de forma menos habitual, pueden estar constituidos por 4 ó 6 jugadores, y en un espacio de tierra que tiene unas dimensiones de 8-9 pasos de ancho y 60-70 pasos de largo.

Algunas particularidades de este juego son que no existe la figura del árbitro, los propios jugadores resuelven los posibles conflictos y llevan la cuenta de los tantos; que no existe un tiempo límite de juego, sino que éste continúa mientras haya luz solar; y la elaboración de una bebida denominada ponche, hecha con agua, ron, azúcar, canela y limón, que los jugadores beben durante los descansos del juego.

Las características del juego y la complejidad de muchas de sus acciones o situaciones obligan a tener que practicar la pelotamano de forma activa para poder entender perfectamente su desarrollo.

Actualmente está próximo a su desaparición como práctica habitual ya que el número de jugadores no supera la veintena y los ancianos que lo practicaron es su época de apogeo son sólo 3 ó 4 de ellos. Antaño destacaba en las localidades de Tinajo, La Vegueta, Soo, Tiagua y Teguise, donde se jugaba los domingos o los días de fiesta durante varias horas.

Vela latina en Lanzarote

Vela latina en Lanzarote

Si queremos buscar el origen de esta modalidad deportiva se hace, indispensable mencionar a la isla de la Graciosa. Sólo con observar las formas de sus barcos podemos darnos cuenta donde se encuentra el origen, la base, de los actuales barquillos de vela latina.

La característica fundamental de estos barcos, que oscilan entre 5 y 8,50 metros de eslora, la encontramos en su construcción, son fabricados única y exclusivamente de madera por los conocidos carpinteros de ribera. A tal punto ha llegado el perfeccionamiento en su construcción que hoy día se pueden ver verdaderas obras de artesanía. Las velas, único propulsor de estos barcos, se confeccionaban antiguamente con lonas o telas de gran resistencia.

En la actualidad, podemos ver estos barcos compitiendo los fines de semana. La modalidad 8,50 es la que cada día cuenta con mayores adeptos, contando en la actualidad con una flota de 13 barcos tripulados por una media de 10 marineros.

Blog: Lo más leído